sábado, 25 de julio de 2009

Dejando atrás el Teide

Como ya señalé en un post anterior, hay tres caminos para subir al Teide. El de ida lo hicimos por la Orotava y el de regreso, que es el que muestro a continuación por la Esperanza.

Una larga carretera atraviesa la gran explanada de la base del volcán.





Un paisaje lunar


Rocas erosionadas por el tiempo...




Dejamos atrás el parque nacional y descendemos.


Otro de los atractivos que tiene la cresteria de esta gran mole son los observatorios.


y por supuesto las incomparables vistas... al océano?




Esto es lo que llaman la Tarta, se observan diferentes capas de materiales: de diferentes colores y pesos.


Y una vez pasamos la altura de las nubes comienza la naturaleza a resurgir.

No hay comentarios: