domingo, 15 de junio de 2008

Grand Canyon visto desde el aire

Después de darnos un paseo matutino por uno de los senderos, decidimos darnos una vuelta sobrevolando el Grand Canyon. Nos acercamos al aeropuerto donde contratamos un helicóptero



La empresa encargada a tal efecto es Papillon, y de los servicios que ofrece elegimos un vuelo que recorre la ribiera sur.



Comienza sobrevolando la meseta que como podeis observar es un bosque muy frondoso, el Kaibab National Forest



Las construcciones del interior del parque están muy bien camufladas por lo que a penas te das cuenta de que las hay.



Y después de cinco minutos de reloj viendo arbolitos aparece el cañón tan majestuoso y espectacular.

Nos asombramos con la vista hacia el río Colorado y sus rápidos

Es increible el serpentear del río y como algo tan pequeño tiene la fuerza de crear esta maravilla de la naturaleza. Algo que destruye y a la vez que sea tan hermoso...



.

Una imagen del interior del helicóptero





Las vistas son impresionantes un paisaje brutal

Sin los cascos no se podría estar del ruido, durante el trayecto comentan en español (puedes elegir idioma) un poco la formación geológica y la historia de cómo vivían aquí los indios anasazis.



.





.
El copiloto manejando el aparato





.



.



.



.

¡Qué diver....!





.



.



.



.





.



Esta parte del cañón está cubierto por un manto verde que no veíamos en otras zonas del South Rim



.

.


Esta en cambio es de roca vista

De la misma forma que los musulmanes deben ir a La Meca una vez en su vida, todo viajero que se precie de serlo debería visitar al menos alguna vez el Grand Canyon del Colorado... y si puede, debería sobrevolarlo para ver, intuir, sentir su gran magnitud. Es algo que nadie debería perderse



.



.


.



.
.

.

.

.



.

Y ahora si comenzamos el retorno con pena...



.



.



.

Nos acercamos al aeropuerto y vemos el pueblo de Tusayan.
Es bastante más pequeño incluso que el aeropuerto

Tusayan es lo que véis. La carretera de cuatro carriles, lo que dificulta bastante pasar de un lado a otro, y todas las construcciones que se ven son en su gran mayoría restaurantes, hoteles, tienditas...


Nuestro helicóptero privado



.
Próximo capítulo: El Grand Canyon al atardecer.


No hay comentarios: